PRIngaderas y EPNdejadas

Por Óscar Cuevas

Terminó 2017 como el año más violento en la administración de Peña Nieto. El 2018 promete ser un año convulso entre las elecciones y la lucha contra el narco. Además de que el gobierno en turno parece estar más preocupado por la imagen que da al exterior y ha preferido censurar, por la vía legal, a los ciudadanos. Volvemos al 68. Pueblo, no nos abandones. 

Seguir leyendo